Resguardo de Derechos

Importancia de la capacitación en convivencia y buen trato

La convivencia escolar es uno de los aspectos fundamentales para el bienestar de los integrantes de la comunidad educativa, su adecuada gestión permite mejorar el rendimiento académico y fortalecer la calidad de los aprendizajes. Los invitamos a conocer lo que indica la normativa educacional al respecto.

La Ley General de Educación señala que el equipo directivo, docentes, asistentes de la educación, las personas que cumplan funciones administrativas y los auxiliares al interior de todos los establecimientos educacionales con Reconocimiento Oficial, recibirán capacitación sobre la promoción de la buena convivencia escolar y el manejo de situaciones de conflicto.1

La normativa tiene una orientación preventiva, que busca formar en la capacidad de anticipación frente a las dificultades, evitando actuar con estrategias improvisadas que puedan limitar o afectar el buen trato y las actividades pedagógicas del establecimiento educativo.

La convivencia, es un elemento prioritario para el desarrollo de ambientes, conducentes al logro del proceso de enseñanza aprendizaje en el entorno escolar; promueve el intercambio y el trabajo colaborativo entre todos sus integrantes; es un componente esencial para el fortalecimiento del respeto, la colaboración y la participación.

Un ambiente de sana convivencia, se construye cotidianamente a partir de la experiencia y el contacto con otros; implica el reconocimiento y respeto por la diversidad, la capacidad de las personas de entenderse, de valorar y aceptar las diferencias y los puntos de vista de los demás.

En este contexto, es importante que el personal de los establecimientos educacionales esté capacitado en distintas materias asociadas a la convivencia, como lo señala la Circular que imparte instrucciones sobre Reglamentos internos a los establecimientos con Reconocimiento Oficial.

Estas materias son:

  • Acciones para promover el buen trato en la comunidad educativa.
  • Procedimientos de Gestión Colaborativa de Conflictos.
  • Estrategias de prevención y actuación frente a situaciones de violencia o maltrato entre integrantes de la comunidad; agresiones sexuales o hechos de connotación sexual; situaciones relacionadas con drogas y alcohol.
  • Promoción del desarrollo de habilidades protectoras, como el autocontrol, y la autoestima.
  • Acciones que fomenten la salud mental y de prevención de conductas suicidas y otras autolesivas.
  • Procedimientos para la derivación de casos de riesgo a la red de salud.

 

Consideraciones a tener en cuenta para los establecimientos educacionales:

  • Las capacitaciones sobre convivencia deben integrarse en el Plan de Gestión de Convivencia Escolar.
  • Las acciones de capacitación deberán encontrarse escritas en actas del Consejo Escolar o Comité de Buena Convivencia.
  • Mantener un registro documental de capacitaciones correspondiente al año escolar vigente.
  • Los establecimientos pueden realizar autocapacitación en estas materias, por un integrante de la misma comunidad educativa, siempre y cuando ésta sea atingente a la convivencia escolar.
  • En la medida que ingrese nuevo personal al establecimiento, éste debe ser capacitado en convivencia.

 ¿Quién debe capacitar al personal del establecimiento educacional?

La normativa señala que el Sostenedor debe gestionar la capacitación para el personal del establecimiento educativo.

Estas estrategias pueden implementarse en los Proyectos Educativos incluyendo acciones de capacitación en el Plan de Mejoramiento Educativo (PME), en el área de convivencia escolar.

 

Normativa asociada: 

1.-  DFL N°2/2009 Articulo N°16 letra E