Resguardo de Derechos

Derecho a la educación para todas y todos

El derecho a la educación es un bien superior que no puede ser limitado o condicionado a ninguna situación, circunstancia o característica de tipo económico, social, cultural, de identidad de género, orientación sexual, religiosa, características físicas o de otra índole.

Todos los niños, niñas y jóvenes en nuestro país tienen el mismo derecho de acceder y permanecer en el sistema educativo, y el Estado tiene el deber de generar las condiciones necesarias, para garantizar la equidad e igualdad de oportunidades de todos los estudiantes, desde el nivel parvulario hasta la educación media.

En este contexto la Ley General de Educación y la Ley de Inclusión exigen integrar en los Proyectos Educativos institucionales los principios de No discriminación arbitraria e Inclusión educativa, favoreciendo de este modo que los establecimientos desarrollen procesos de admisión objetivos y transparentes, para garantizar el derecho a la educación de toda la población estudiantil.

Actualizado: mayo 2017

Puede solicitar mediación o denunciar esta situación ante la Superintendencia de Educación. Además de lo anterior, en los casos que se estime necesario, la familia o los apoderados, pueden interponer una acción legal ante el juez de letra, amparados en la Ley 20.609, la cual establece medidas contra la discriminación.

No. Los establecimientos subvencionados o que reciben aportes del Estado no pueden establecer como requisito la presentación de antecedentes socioeconómicos de la familia del postulante, tales como nivel de escolaridad, estado civil y situación patrimonial de los padres, madres y apoderados.

No. Es una práctica que contraviene la normativa educacional; sin embargo, al momento de matricular, pueden ser solicitados para facilitar la inclusión pedagógica del estudiante, pero en ningún caso puede ser un factor excluyente.

No. La ley sobre Igualdad de Oportunidades e Inclusión Social de Personas con Discapacidad, establece que los establecimientos educacionales, deberán realizar ajustes necesarios para adecuar los procedimientos y prácticas de selección en todo cuanto se requiera para resguardar la igualdad de oportunidades de las personas con discapacidad.

No. Las características físicas de un niño/a (obesidad, color de piel, cicatrices, etc.) no pueden ser impedimento para su ingreso y permanencia en un establecimiento educacional. Negarle o cancelarle la matrícula es una forma de discriminación, que atenta contra el principio de igualdad en dignidad y derechos (Artículo 1º) y el derecho a la educación (Artículo 19º), consagrados en la Constitución Política de la República.

El embarazo y la maternidad no pueden ser razones para impedir el ingreso o permanencia de una estudiante a clases, debiendo los establecimientos otorgar las facilidades académicas y administrativas que les permitan el cumplimiento de ambos objetivos.

No. El Déficit Atencional o cualquier otra necesidad educativa especial que presente un estudiante, no es fundamento para expulsar o cancelar la matrícula de un estudiante.

No. Según lo establece la Ley 19.779, no podrá condicionarse el ingreso a un establecimiento educacional, ni la permanencia o promoción del estudiante, a la circunstancia de encontrarse afectados por el virus de inmunodeficiencia humana. Tampoco podrá exigirse la realización o presentación de un examen de SIDA.

No. La orientación sexual del o la estudiante no impide su acceso y/o permanencia en un establecimiento educacional. La Constitución Política de la República, establece que los hombres y mujeres nacen libres e iguales en dignidad y derechos (Artículo 1º), consagrando además la igualdad ante la ley y el derecho a la educación (Artículo 19º, Nº 2 y Nº10).

No. Los estudiantes extranjeros deben ser aceptados y matriculados provisionalmente en los establecimientos educacionales, brindándoles todas las facilidades, desde el uso de uniforme hasta la aplicación de adecuaciones curriculares. Es necesario brindar todas las orientaciones al estudiante, a la familia, al apoderado, en relación al Identificador Provisorio Escolar (IPE) el cual puede ser solicitado en el Ministerio de Educación a través de las Oficinas de Atención Ciudadana Ayuda MINEDUC a lo largo del país.