Normativa a favor de la convivencia y el buen trato

La normativa educacional promueve la buena convivencia y el buen trato, para esto señala una serie de indicaciones que deben seguir los establecimientos. Infórmese más acá, para resguardar a su comunidad educativa.

La normativa define por buena convivencia escolar la coexistencia armónica de los miembros de la comunidad educativa, que supone una interrelación positiva entre ellos y permite el adecuado cumplimiento de los objetivos educativos en un clima que propicia el desarrollo integral de los estudiantes (Art. 16 A Ley General de Educación, modificación hecha por el Ley 20.536).

En este mismo sentido, nos orienta con diferentes disposiciones e instrumentos que deben contar los establecimientos, para promover la buena convivencia y dar una respuesta oportuna a los acontecimientos que ocurren y que pueden afectar a los integrantes de la comunidad.

 

Herramientas de la normativa:

Reglamento Interno:

Es un instrumento de gestión, que fija las normas de funcionamiento e informa sobre los procedimientos del establecimiento, y regula las relaciones entre los miembros de la comunidad educativa. Éste debe ser coherente con el Proyecto Educativo Institucional, integrando los principios y valores del establecimiento educacional que representa.

Ver infografía

Plan de Gestión de Convivencia Escolar:

El Plan de Gestión de Convivencia Escolar es un instrumento que orienta a la comunidad educativa en el desarrollo de estrategias para promover el buen trato, el respeto, y prevenir cualquier tipo de manifestación de violencia entre sus integrantes. En este plan, se encuentran las medidas adoptadas por el Consejo Escolar o el Comité de buena convivencia.

Es importante recordar que en el Plan de Gestión de Convivencia Escolar, se debe señalar la existencia de actividades de capacitación al personal, sobre promoción de la buena convivencia escolar y manejo de situaciones de conflicto.

 

Ver artículo web

 

Consejo Escolar o Comité de Buena Convivencia

Esta instancia, permite que los representantes de los apoderados, estudiantes, asistentes de la educación, docentes, equipo directivo, sean agentes de cambio para alcanzar una educación de calidad. En este sentido, el Consejo Escolar estimula y canaliza la participación de la comunidad educativa para aportar a la mejora continua del Proyecto Educativo Institucional.

Ver artículo web

 

Encargado de Convivencia

Los establecimientos educacionales deben contar con un Encargado de Convivencia, el que es responsable de la implementación del Plan de Gestión, según las medidas que determinen el Consejo Escolar o el Comité de Buena Convivencia, según corresponda.

La Circular respecto de esto, señala: “Además, el establecimiento deberá asignar a dicho encargado un número de horas que le permita cumplir sus funciones, atendidas las necesidades particulares de la comunidad educativa.”

Su existencia debe ser conocida por la comunidad educativa.

Ver más

 

Normativa asociada: